22 mayo 2011

22M + [15M] = VOTACIONES 2011.

La sabia en primavera es la que regenera las plantas, que venían de un estado en letargo casi moribundo. Son los jóvenes, con el sentido común, esa sabia que este país necesita. ¿Va a ser este 15M, el punto de inflexión que labre, en las páginas de la historia social, es cambio que necesita el estado democrático en vuelto en una crisis asfixiante? Es pronto para ver resultados. Seguro que tiene que ser ese firme tirón de orejas para los que mañana gobiernen nuestros “reinos de taifas” y nuestros concejos; para que no se crean que el llegar a la poltrona es su reto conseguido, sino que han de estrujar su materia gris y que con su esfuerzo gobernar en democracia por el bien de todos.


El 15M va a vigilar de cerca de los que asumen voluntariamente las riendas del rumbo político y social y no va a consentir poltronas para que medren unos pocos. El dinero es poder y el todo vale para el enriquecimiento rápido a costa de los que sea, se tiene que terminar. El trabajo y el esfuerzo diario es lo que nos tiene que llevar al bienestar social de una sociedad democrática y plural.

Yo doy mi voto y mi confianza de demócrata en espera de que junto al tuyo sume, para un bien común. No al lastre de la indiferencia y de la abstención.