23 julio 2009

Belchite Viejo, con manchas de color recientes.

A veces entre nuestras cosas olvidadas encontremos recuerdos que en el instante de encontrarlos nos traen a la memoria un sinfín de ausencias que se nos hacen presencia. Unas manchas de color en una vieja fotografía me hacen pensar que todavía hoy hay Belchites* en el mundo. Pueblos destruidos por enfrentamientos fraticidas, por la sin razón de unos y la codicia y hambre de poder de otros. “...he hizo Dios el hombre a semejanza suya...”. El hombre que medra en este mundo están imperfecto... no quiero pensar más, y pido a mis pensamientos que se callen.



(*)“Belchite es un municipio de la provincia de Zaragoza, (España). En el pueblo se localizan dos batallas importantes de la historia de España: la Batalla de Belchite de 1809, desarrollada durante la Guerra de la Independencia Española, y la Batalla de Belchite de 1937, desarrollada durante la Guerra Civil Española. Como consecuencia de la Guerra Civil española el pueblo quedó completamente arrasado, si bien hasta entonces llegó a ser una villa de cierta importancia, albergando hasta dos monasterios y varias iglesias. Franco decidió reconstruirlo justo al lado, dejando las ruinas del pueblo viejo de Belchite intactas como recuerdo de la contienda. Los encargados de la construcción del nuevo pueblo fueron principalmente prisioneros republicanos, para los cuales se habilitó un campo de concentración en las cercanías, cuyos restos aún se conservan, y que permaneció abierto desde 1940 hasta 1945, llegando a albergar a 1.000 prisioneros a cargo de la Dirección General de Regiones Devastadas. Los últimos habitantes del Belchite viejo abandonaron sus ruinas en 1964 para reasentarse en el Belchite Nuevo. Las ruinas, sin acondicionar para el turismo, son visitadas por más de 10.000 personas al año. Es también lugar ocasional reunión para nostálgicos del régimen de Franco, especialmente falangistas.” Wikipedia.

Fotografía real (Belchite, julio de 2009) con manchas de pintura añadidas en el procesado.