03 mayo 2009

Las cruces de mayo.


En mi pueblo el tres de mayo era costumbre bendecir los campos para preservarlos de males y conseguir buenas cosechas. Después de misa se salía en procesión por el pueblo. A las afueras se encontraban, como en otros muchos pueblos, se encontraban una o tres cruces que se bendecían en este día. Recuerdo que en mi pueblo había una cruz de madera en la que estaban labradas tres pequeñas cruces para poder incrustar, es este día, otras realizadas en cera.
Este día había concejo extraordinario y los vecinos del pueblo más cercano eran invitados. El “piostre”* ejercía temporalmente de alcalde en estos actos. Un porrón con buen vino tinto corría de mano en mano y el ambiente era cordial en el concejo.

(*) Piostre: en mi pueblo, el encargado de llevar la cruz procesional. También se atribuye a la autoridad suprema de una Hermandad.

Las cruces que muestro en las fotografías corresponde a pueblo de Izana (Soria). He querido mostraros la versión original en color y otra como posiblemente se encuentre en algún arcón de algún vecino del pueblo.