28 julio 2006

Después de un aguacero...


Si me pides que te diga alguno de los momentos ideales para fotografía, te diré que después de un aguacero. Tras este fenómeno siempre sale el sol. Los colores se avivan con el agua caída y la luz produce contrastes vibrantes al incidir en y entre los objetos. Prueba de esto es esta fotografía tomada en Asturias, Quintes (Hotel Somontes). -2004-